Menú Principal
31 de diciembre de 2018

Una de las más destacadas actividades en que participó la Defensa Civil de Chile en el mes de diciembre de 2018, fue prestar servicios en la Peregrinación al Santuario de lo Váquez con motivo de la Festividad de la Inmaculada Concepción

Una vez más, la Defensa Civil de Chile estuvo presente en el Santuario  de Lo Vásquez, con motivo de la Festividad de la Inmaculada Concepción. Donde se estima que llegaron más de 800.00 personas, concentrándose la mayor afluencia de público principalmente el día 8 de diciembre.

Los voluntarios de la Defensa Civil estuvieron instalados desde el día 7 y hasta el día 9 de diciembre, con un gran despliegue de más de 150 voluntarios, de  las sedes de Viña del Mar, Valparaíso, Con-Con, Quintero y Peñaflor, estos últimos estuvieron instalados en la ruta 68 en la cercanías de Curacaví, para apoyar a los peregrinos durante el trayecto con agua y atención básica de primeros auxilios.

En el Santuario los voluntarios estuvieron  siempre atentos  para atender a los visitantes, ayudando a quienes lo necesitaban, tanto en atención de personas con movilidad reducida, de la tercera edad, como en atención de primeros auxilios y en el direccionamiento de las personas  y en las diferentes necesidades de los fieles que llegaban hasta el lugar.

La instalación de la Defensa Civil comenzó el día jueves 7 de diciembre en la tarde, con la llegada de personal de la Dirección General, que instaló las carpas equipadas con lo necesario para atender a las personas que lo requirieran, como camillas, sillas de rueda, primeros auxilios, entre otros servicios. Se instaló además un puesto de telecomunicaciones, enlazado con  Onemi y otros servicios de emergencia.

Parte de nuestros voluntarios participaron activamente a la salida y al ingreso de la imagen Virgen Purísima de lo Vásquez su lugar dentro del templo para la tradicional procesión. Cabe destacar que el grupo recibió el agradecimiento del Obispo de Valparaíso, Pedro Ossandón, por la labor realizada, dedicación y compromiso con la comunidad.

El día domingo nuestros voluntarios de la sede Viña del Mar retomaron sus tareas de servicio, acompañando a los fieles que concurrieron a pagar sus mandas.

Una vez más, podemos decir que nuestra labor de apoyo a la comunidad y compromiso con quienes nos necesitan en diferentes tipos de actividades, especialmente en esta masiva fiesta religiosa, fue cumplida con éxito, reconocida por autoridades eclesiásticas y por las demás instituciones participantes en las reuniones de evaluación.